¿Por qué expropiación?

El 18 de marzo de 1938 a las 10 de la noche por radio nacional, Cárdenas leyó el decreto de expropiación, quitando todo derecho a los particulares de usar el oro negro de nuestros yacimientos.